Presidenta recibe medalla de la Casa de Moneda

13 SEP 2017
Descargar Audio Discurso Descargar Transcripción

S.E. la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, asiste a la entrega de la medalla conmemorativa por su segundo período presidencial y la emisión postal de “Un nuevo trato con la niñez”.

Amigas y amigos:
 
Primero que nada, quiero decir que es primera vez que vengo aquí a la Casa de Moneda, así que es un tremendo gusto compartir con todos ustedes hoy, con los funcionarios de Casa de Moneda, de Correos de Chile y del Consejo de la Infancia, en este espacio que, tal como hemos escuchado, alberga una de las instituciones más antiguas de nuestro país, fundada en 1743.
 
La verdad que cada vez que yo tengo que explicarles -cuando el Día del Patrimonio  la gente visita La Moneda-, yo siempre les pregunto si saben por qué La Moneda se llama La Moneda.  Y quiero decir que yo  misma no sabía, hasta que fui, yo creo, ministra.  Antes uno nunca se preguntaba por qué La Moneda se llama de esa manera.
 
Ahora, la Casa de Moneda ha acompañado cada época de nuestra historia, desde la Colonia hasta nuestros días, y destacando siempre como una empresa innovadora, con un sello de calidad innegable, cumpliendo la crucial tarea de acuñar monedas y el papel moneda no sólo para Chile, sino para otros países.
 
Y ya hace algunos años que han diversificado su producción con medallas, elementos conmemorativos, diferentes documentos valorados, licencias de conducir, sellos postales, placas patentes y tarjetas inteligentes.
 
Pero yo, además, quiero rescatar la dimensión humana de su equipo, porque han sumado importantes reconocimientos, como por ejemplo, lo que me mostraron ahí cuando nos sacamos la foto con el grupo grande de chiquillas, la certificación en la norma de igualdad de género y conciliación de la vida familiar, laboral y personal.
 
Es muy importante, efectivamente, cuando una empresa innovadora logra buenos resultados, es contar, justamente, con un equipo de trabajo consolidado, comprometido y donde los derechos de los trabajadores y trabajadoras son respetados.
 
Y hoy día me ha tocado la honrosa tarea de recibir, siguiendo esta tradición instaurada desde los años 40 del siglo XX, la moneda conmemorativa de mi segundo mandato. Probablemente, y por eso que Alessandri no tuvo dos, porque  esta tradición -porque somos los únicos dos Presidentes que hemos estado dos veces- partió, probablemente, después de su primer período.
 
Y he querido venir personalmente, además, para aprovechar la oportunidad de compartir con todos ustedes y felicitarlos por la importante labor que cumplen y han cumplido a lo largo de toda su historia.
 
Y para mí  es muy significativo que estemos también presentando el Sello Infancia, que hemos visto, y aquí acompañados de los chiquillos del jardín infantil y algunos hijos, parece, de funcionarios que ya están en los colegios, ex alumnos del jardín.  Así que lo hemos podido apreciar en su forma física, pero que si usamos otra acepción también del sello, para nosotros ha sido muy importante la infancia tanto en mi primer mandato como en el actual.
 
Y yo creo que un Nuevo trato con la niñez es más que el mensaje que distingue este sello postal, es el compromiso no sólo como Gobierno, sino como país que hemos tomado con la infancia y con la adolescencia.
 
Justamente en la creación del Consejo de la Infancia, apenas se inició el Gobierno, el año 2014, el objetivo, justamente, era decir “tenemos tareas pendientes”. Y tuvo la idea, y en eso estamos trabajando, de implementar un nuevo Sistema de Garantías de Derechos de la Niñez y la Adolescencia, el cual está conformado por un conjunto de leyes que están siendo discutidas en el Parlamento en este momento  y, además, desarrollando un sistema con instituciones y políticas públicas que busquen abordar de manera más integral nuestras políticas públicas hacia la infancia.  E incluye las miles de salas cuna y jardines infantiles, el Sistema de Protección Integral a la Primera Infancia Chile Crece Contigo.  Y entiendo que ayer el Ministerio de Educación dio a conocer un reporte a la OCDE, donde justamente resaltan con mucha fuerza todo el tema de salas cuna y jardines infantiles.
 
Y dicen que los niños, a los 4 años de edad, el 84% de los niños estaría asistiendo a un jardín infantil, lo que es una proporción muy, muy buena.  En total estamos más bajos, digamos, si incluimos las salas cuna y todos lo demás, pero hay un reconocimiento particular de la OCDE a esto.
 
Bueno, les decía el Programa Chile Crece Contigo, que además hemos ido aumentando, el programa era hasta los 4 años, ahora lo hemos aumentado hasta los 9 años, hemos incluido tareas de atención en salud mental de los niños y hemos entregado el Rincón de Juegos, que es una instancia para los niños de prekinder, de todas las escuelas públicas, que es como una especie de carpita con pizarra, que se lo pueden llevar a la casa, para jugar, para aprender, para compartir.
 
Bueno, el envío de los proyectos de ley que crea el Sistema de Garantías de los Derechos de la Niñez, el Defensor de la Niñez, la Subsecretaría de la Niñez, son ejemplos concretos de este compromiso.
 
También lo es la reforma educacional que hemos impulsado, que lo que busca es transformar, desde los primeros años de vida, un sistema que segregaba y discriminaba, por uno que asegura a todo niño, niña o joven la educación de calidad, inclusiva y más justa que requieren para, justamente, poder contar con todas las herramientas para su futuro. 
 
Porque es esa la educación que cada persona merece, porque también, es la educación que Chile en su conjunto requiere para un desarrollo integral en lo cívico, en lo humano, en lo político y también en lo económico.
 
Y detrás de esa mirada de derechos, en la cual yo creo muy sinceramente, hay más que un conjunto de leyes y de políticas, hay una nueva manera de mirar el desarrollo. 
 
Porque si algo hemos logrado instalar en el país es la convicción de que los niños, niñas y adolescentes no pueden esperar un futuro mejor, sino que es necesario actuar de manera concreta hoy, para que este sueño sea una realidad para todos por igual.
 
Porque efectivamente las desigualdades más brutales e indignantes son aquellas que día a día vemos en quienes recién comienzan la vida, porque de alguna manera, si eso persiste, los condenamos desde ya a la inequidad.
 
Un país no puede quedar indiferente al ver que esa desigualdad se reproduce y que además sigue creciendo, en la medida que los más pequeños van creciendo también.
 
Entonces, queremos celebrar esta alianza entre Casa de Moneda, Correos de Chile y el Consejo de la Infancia, institución pública que junto con dos empresas del Estado están relevando la importancia de una infancia protegida y respetada en sus derechos.  
 
Y me alegra constatar en terreno que se ha cumplido el porcentaje de mujeres en el directorio, que yo coloqué desde un comienzo.
 
Cuando llegamos al Gobierno teníamos, en los directorios de las empresas públicas, 5,4% de mujeres, y yo me puse que a fines del Gobierno íbamos a tener 40.  Teníamos 40, pero se me ocurrió nombrar a Alejandra Krauss de ministra del Trabajo, con lo cual me bajó un poquito el porcentaje, pero ahora vamos casi en 42%.  Así que se puede.  Que se puede, se puede.  Y estoy segura que todas son espléndidas directoras, así como los hombres espléndidos directores.
 
Bueno, hablando de este Sello de la Infancia, que tiene ese hermoso y tan característico dibujo  de nuestra querida Federica Matta, y cada uno de los 50 mil ejemplares de estos sellos postales que se han emitido van a estar disponibles a partir de hoy, entiendo, para todo el público, en todas las  sucursales y agencias de Correos de Chile a lo largo del país.
 
Cada sello va  a ser un verdadero embajador de nuestro país en el exterior; van a recorrer el mundo –por eso que tiene patitas el corazón, porque es el que va a recorrer el mundo-, en los 192 países que son parte de la Unión Postal Universal, dependiente de Naciones Unidas.
 
Cada sello va a mostrar a Chile como un país comprometido en todos los ámbitos con su niñez y su adolescencia y va a ser un aporte a la historia y a la memoria nacional.
 
Así que, muchas felicitaciones y muchas gracias.