Ceremonia de lanzamiento de los II Juegos Suramericanos de la Juventud

13 JUL 2017
Descargar Audio Discurso Descargar Transcripción

S.E. la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, participa en la ceremonia de lanzamiento de los II Juegos Suramericanos de la Juventud.

Amigas y amigos:
 
Como aquí se ha dicho, estamos en plena cuenta regresiva para lo que van a ser los II Juegos Suramericanos de la Juventud Santiago 2017.  Y la verdad es que con mucho orgullo y con los brazos abiertos vamos a recibir en nuestro país a más de 1.500 deportistas que van a participar en las 21 disciplinas contempladas.
 
Y queremos que entre el 29 de septiembre y el 8 de octubre podamos vivir una verdadera fiesta deportiva y cultural, según aquí hemos escuchado. Y no es sólo una tremenda experiencia para los participantes, sino también una excelente oportunidad –como aquí se ha dicho– para motivar a jóvenes de los 14 países participantes a sumarse a la práctica deportiva.
 
Quiero saludar especialmente –aunque les esté dando la espalda, chiquillos– a estos deportistas que hoy nos acompañan, que simbolizan a cada una de las federaciones y que nos van a representar en estos Juegos Suramericanos.
 
Yo sé que están trabajando intensamente en su preparación, participando en las concentraciones y enfocándose en el desafío que  viene, que además es la antesala de los Juegos Olímpicos Juveniles del 2018.  Y junto a ustedes, serán más de 200 jóvenes, entre los 14 y 18 años que, con todo su talento y entusiasmo, van a llevar nuestra bandera en estos juegos. Así que, si permiten, ¿les podemos dar un aplauso a estos chiquillos?
 
Y quienes me han precedido lo han dicho con claridad, ellos tienen, además, uno pudiera decir, una linda responsabilidad: aquí está la generación de recambio para nuestro deporte. Y por eso van a contar con todos los apoyos necesarios para que su única preocupación sea entrenar y perfeccionarse.
 
En alemán hay un viejo dicho, que señala “Übung macht den Meister”, que significa “el ejercicio hace al maestro”, porque eso se logra en cualquier área, pero en el deporte, sin duda que esto es clave.
 
Y queremos nuevas marcas en alto rendimiento. Queremos que el deporte siga creciendo en nuestro país, llenándonos de alegría y celebraciones; y ojalá –el cual es el espíritu de los juegos– incentivando a muchos otros a sumarse al deporte, a la actividad física y la superación. Y qué mejor ejemplo que ustedes, nuestras promesas deportivas.
 
Además de darles el apoyo que merecen, como país tenemos el deber de recibir como corresponde un evento deportivo de esta envergadura. Sabemos que el desafío es grande, que demanda nuestra mayor capacidad organizativa.
 
Que los medios de comunicación, las empresas, el público, tienen que hacer su parte.
 
Pero Chile –va a sonar pretensioso, pero no, es la realidad– tiene capacidad de sobra para organizar grandes eventos deportivos. Aquí lo decía nuestro amigo: lo hemos demostrado con la Copa América del 2015, mundiales de distintas categorías y disciplinas, pero sobre todo con los X Juegos ODESUR y Para-Suramericanos 2014.
 
En las comunas de Santiago, Valparaíso, Ñuñoa, Colina y Peñalolén ya se están preparando los diferentes recintos deportivos para recibir al atletismo, la natación, el karate, el remo, el voleibol playa, la esgrima, en fin, todas las competencias que se van a desarrollar estos días.
 
Pero también en logística, alojamientos, seguridad, la organización de las agendas y todas las coordinaciones necesarias, ya se está trabajando en las comisiones técnicas. Todo eso para que lleguemos a septiembre con todo listo y dispuesto para acoger a las diferentes delegaciones.
 
Nuestro objetivo es que en estos juegos, quede nuevamente demostrada nuestra capacidad como país. Estos Juegos Suramericanos de la Juventud serán una importante medición para nuestra postulación para los Juegos Panamericanos y Para-Panamericanos 2023. Y espero, yo también, que este 4 de noviembre podamos tener la aprobación final, y el presidente me ha pedido que ojalá pueda ir a recibir esa aprobación. Haré todos los esfuerzos por estar en Praga ese 4 de noviembre.
 
Y será también una fiesta de la amistad, de la diversidad y del encuentro entre culturas, pues son 14 países que nos visitarán. Y es un buen momento para mostrar que Chile es un anfitrión acogedor y respetuoso.
 
Pero la verdad es que no tengo ninguna duda: tendremos éxito, por la capacidad de trabajo conjunto, por el compromiso del Gobierno, del Comité Olímpico, y en particular, por la garra y talento de nuestros jóvenes deportistas.
 
Y dado que cultura, y dado que hay tantos jóvenes de regiones, tal vez, piensen en un momentito en que los chicos de regiones pudieran venir aquí a La Moneda a conocerla, porque claramente ellos, como viven lejos, probablemente no tienen las mismas posibilidades de los santiaguinos. Ahora, sin duda que también están todos invitados. Así que a los que no han tenido la oportunidad.
 
Sólo me queda decir muchos éxitos, muchas gracias y cuenten con nosotros para que estos Juegos Suramericanos sean realmente extraordinarios.
 
Muchas gracias.